El aumento de contratación logística en Valencia refleja la falta de producto de gran formato

La contratación de inmuebles logísticos en la provincia de Valencia en el tercer trimestre de 2021 ha superado los 62.174 metros cuadrados, una cifra similar a la registrada durante los primeros seis meses del año, lo que sitúa la contratación total de 2021 en los 123.513 metros cuadrados.

| 15 octubre 2021 - Actualizado a las 15:06h
El fuerte aumento de la contratación de plataformas logísticas en Valencia evidencia la falta de producto de gran formato.
El fuerte aumento de la contratación de plataformas logísticas en Valencia evidencia la falta de producto de gran formato.

Así se recoge en el Estudio de Mercado del tercer trimestre elaborado por la consultora Triangle Real Estate Management, informe en el que también se evidencia el descenso de la tasa de disponibilidad debido a ese incremento de los acuerdos de alquiler registrados en el tercer trimestre. De ahí que este indicador haya pasado del 6,62% al cierre del mes de junio de 2021 al 4,66% actual.

Sin embargo, en la zona norte, la tasa de disponibilidad se sitúa en el 7,06%, una cifra que evidencia la baja capacidad de absorción que tienen los proyectos que están saliendo al mercado en esa zona.

Tanto las plataformas con mayor tamaño disponibles así como las próximas que se van a incorporar al mercado se ubican en la zona norte, pero los analistas de Triangle REM destacan la ausencia de producto logístico de grandes plataformas logísticas de más de 20.000 m² para poder atender la demanda de las grandes operativas del mercado, sobre todo, en la zona centro.

El análisis de las operaciones de inmuebles logísticos realizadas durante el tercer trimestre de 2021 arroja que el número de operaciones se ha centralizado en la zona central. En 5 de las 7 operaciones, la tipología de nave es mayor a 5.000 metros cuadrados. La zona prime de Valencia, el área junto al cruce de la A3 y la A7, sigue siendo de las más demandadas por los operadores logísticos.

De esta contratación mencionada que se refiere a operaciones de arrendamiento, destaca la operación de casi 10.000 metros cuadrados en dos módulos de VGP en el Parque Empresarial Circuito de Cheste para una operativa del sector juguetero.


Superando la contratación de 2020

La previsión es que este año supere los niveles de contratación de 2020 cuando la COVID-19 frenó las operaciones durante meses. Así, en todo el año pasado, el volumen de contratación alcanzó los 135.508 metros cuadrados.

El sector inmologístico seguirá creciendo en los próximos meses pues en estos momentos existen proyectos en construcción (tanto ‘a riesgo’ como proyectos ‘llave en mano’) que superan los 191.000 metros cuadrados y que estarán finalizados, la mayoría, en 2022. Además, se contabilizan más de 304.000 metros cuadrados de suelo finalista para desarrollos ‘llave en mano’ con plazos de ejecución de entre 9 y 12 meses desde la aprobación del proyecto.

A todo ello hay que sumar los 270.445 metros cuadrados de proyectos de autopromoción en construcción que se terminarán este año o a principios de 2022.

Por su parte, durante este tercer trimestre se continúa con la estabilización de las rentas para inmuebles prime en Valencia. La renta prime media se mantienen entre 4 y 4,35. La incorporación de nuevo producto moderno y de gran formato está logrando una modernización del sector logístico en Valencia como uno de los referentes nacionales después de Madrid y Barcelona.

Relacionadas

Las ubicaciones equivalentes a puertas de acceso serán las más beneficiadas ante el aumento de la demanda de espacio inmologístico.
Las ubicaciones equivalentes a puertas de acceso serán las más beneficiadas ante el aumento de la demanda de espacio inmologístico.
Logística

La disrupción de la cadena de suministro incrementará la demanda de espacios logísticos

Prologis Research ha publicado el informe "La constante disrupción", donde analiza la situación actual del mercado inmologístico en Estados Unidos en base a la situación actual de la cadena de suministro en cuanto a escasez de mercancías, lo que lleva a los clientes logísticos a pasar del modelo de almacenaje "just-in-time" al "just in case", creando potentes estímulos para la demanda inmologística y pudiendo prolongar o agravar la escasez de espacio actual.